Localizada en el sureste de la provincia de Ourense, a orillas del río Támega, Verín es conocida por sus aguas minerales, por el castillo que la preside, Monterrey, y por su parador nacional además de por sus carnavales, a los que cada año se suman más personas. Pero Verín es mucho más.

Una perfecta muestra del potencial de sus manantiales está en Cabreiroá. Un templete octogonal de estilo novecentista, en un entorno natural, donde conviven las especies arbóreas más representativas de Galicia, en un conjunto con especies menos comunes. Este manantial invita a probar el agua recién surgida de las profundidades de la tierra.

Otro de los atractivos que presenta esta localidad es un paseo por el casco histórico de Verín, donde se puede disfrutar de plazas abiertas para hacer un alto en el camino y probar uno vino de Monterrei, acompañado de unas tapas. La casa de los Acevedo y el Convento de los Mercedarios son paradas imprescindibles.

Visita obligada también al Castillo de Monterrei, que nos permite viajar a la Edad Media gracias a uno de los castillos más bellos y mejor conservados que existen. Conserva estructuras defensivas y palatinas, iglesias, viviendas populares…una auténtica vuelta al medievo en pleno siglo XXI.

Y como estamos en la tierra de los vinos de Monterrei, nada mejor que acercarnos a una de sus bodegas para degustar algunas de las marcas que triunfan dentro y fuera de nuestras fronteras, o visitar alguno de los milenarios lagares rupestres excavados en la roca y dispersos por las proximidades.

Pero sigan leyendo porque en Verín se pueden hacer muchas más cosas.

img_1147

Viva la experiencia Chaves-Verín

Si viaja en busca de autenticidad y lo que quiere es relajarse, rodeado de naturaleza e historia, le sugerimos que ponga rumbo a Chaves-Verín, una ciudad en dos países, unidos por un pasado común y con un increíble patrimonio por testigo.

interior-quiosco-cabreiroa

Ruta Termal y del Agua. Una ruta transfronteriza que tiene como hilo conductor el Rio Támega. Esta ruta articula el  patrimonio balneario de Chaves-Verín y ofrece la posibilidad de combinar el recorrido con rutas urbanas.

img_5499

Por sus aguas minero medicinales; Aquí podemos encontrar una de las mayores concentraciones de aguas minerales y termales de la Peninsula Ibérica. Verín, capital de las aguas minerales de Galicia, tiene importantes manantiales de los que se extraen y comercializan varias aguas. Firmas de reconocida calidad y prestigio dentro y fuera de España, y un cuarto balneario, el de Caldeliñas, un poco más alejado del centro urbano. En Chaves, por su parte, se encuentran las aguas más calientes de la Península.

Continuando la ruta termal en Chaves, capital del alto Támega, las termas son utilizadas desde la época de la ocupación romana de la Península Ibérica, que más tarde se convirtieron en una ciudad con el nombre de Aquae Flaviae. Se trata de un complejo termal, ubicado en el Largo do Arrabalde, cuyas instalaciones actuales, que se encuentran integradas en el centro histórico de la ciudad, poseen dos estructuras de visita obligatoria: la Fonte do Povo y la Buvete. Con una temperatura constante de 73ºC, son las más calientes de la Península Ibérica y las aguas bicarbonatadas-sódicas más calientes de Europa.

Si seguimos la ruta por Portugal, llegamos a Vidago. El poder de sus aguas es uno de sus pilares de su desarrollo que, junto a su patrimonio, suma a su privilegiado entorno natural. Sus aguas son recomendadas para el tratamiento de dolencias alérgicas, enfermedades hepatovesiculares, diabetes, obesidad, gota, y estados disfuncionales.

Otro de los principales atractivos son los sabores que proporciona estos dos destinos fronterizos. La gastronomía como elemento de integración a la que se añaden ciertas peculiaridades a uno y otro lado de la “Raia”. Su espectacular variedad de productos de la tierra, se eleva a embajadores de la autenticidad y de las identidades locales.  La naturaleza de Chaves y Verín abastece a su cocina: excelentes carnes, y ricas verduras de sus fértiles tierras, Chaves-Verín, además de contar con una cocina rica y variada caracterizada por platos típicos y recetas tradicionales, cuenta con materias primas de gran calidad que conforman la cultura local.

Un recorrido a través del vino en la eurociudad Chaves-Verín es una excelente oportunidad de combinar una experiencia vinícola con el entorno natural. Dos denominaciones de origen ofrecen la oportunidad al visitante de conocer el territorio y su pasado. Y junto a estas dos denominaciones, existen gran variedad de actividades enoturísticas, desde la visita a las bodegas hasta los paseos entre viñedos, pasando por las catas o el conocimiento del patrimonio arqueológico asociado, como son los lagares rupestres.

*Toda la información sobre Verín la pueden encontrar en los siguientes enlaces: www.visitchavesverin.com o en www.verin.es

 

purificacion-caldelas_1

Entrevista a: Purificación Caldelas Rodríguez,  Concejala de Turismo, Comercio, Balnearios y Transportes

“El enoturismo tiene que ser la marca de identidad de Verín”

La concejala de Turismo, Comercio, Balnearios y Transportes, Purificación Caldelas Rodríguez, nos habla de los numerosas atractivos de esta ciudad y de las iniciativas que quieren llevar a cabo desde el Concello para potenciar el turismo enológico.

¿En qué momento se encuentra la Ruta do Viño de Monterrei y qué actividades se desarrollan en torno a esta acción?

La Ruta do Viño de Monterrei está un poco abandonada. Y aunque es de agradecer a la Xunta y a Turismo de Galicia la organización de las jornadas de puertas abiertas, con actividades muy interesantes, o la puesta en marcha de los trenes turísticos, también es cierto que más allá de ahí no se hace nada. La Ruta del Vino es una asociación que percibe ayudas de la Xunta pero no deja de ser una asociación de bodegas, hosteleros, comerciantes, concellos. En este momento la presidenta de la D.O. Monterrei, que es la presidenta de la Asociación, y yo, que soy la vicepresidenta, queremos darle un empujón a ese tema. Queremos empezar por captar nuevos socios, porque sólo 9 de las 25 bodegas que hay en la Denominación de Origen están dentro de la Ruta do Viño, y tampoco están todos los concellos.

¿Cómo prevén atraer nuevos socios?

Hay que poner en marcha nuevas actividades, no se pueden hacer sólo dos al año. De hecho, en la última jornada de puertas abiertas sólo participaron cinco bodegas. A la gente hay que darle un empujón para que participe, hay que ofrecerle cosas, no puedes pedirle una cuota y ya está. Así que estamos trabajando en impulsar esta ruta, vinculándola a otras acciones de turismo enológico. Creo firmemente que el enoturismo tiene que ser la marca de identidad de Verín.

¿Les consta en el Concello un interés por parte de los turistas que visitan Verín por el mundo del vino?

Aquí los turistas viene por muchas cosas: el castillo de Monterrei, el turismo del agua… Desde el Concello, hemos puesto en marcha diversas iniciativas en colaboración con el Concello de Chaves (Portugal) y también hemos participado en la rehabilitación de algunos balnearios. De hecho, en el mes de agosto nuestros balnearios tuvieron más de 3.000 visitantes, es un potencial que tiene Verín, pero que hay que trabajar más. Con el enoturismo nos pasa un poco lo mismo, y nos consta que la gente sí pregunta por las bodegas.

¿Qué perfil tiene el visitante que elije como destino turístico Verín?

Suelen ser matrimonios con hijos, y también sabemos que vienen por un periodo corto de tiempo. Ahí es donde tenemos que trabajar, tenemos que ofrecerles más atractivos para que se queden más días con nosotros. Y el enoturismo, evidentemente, es uno de nuestros principales encantos.

¿Están estudiando colaboraciones con otras denominaciones de origen?

Es algo que todavía le tenemos que plantearles a las bodegas de la zona, pero estaría bien hablar, por ejemplo, con la D.O. Trás-os-Montes, que está muy cerca, en Portugal. De esta forma, la gente que viene a Verín atraída por el mundo del vino, si les ofreces irse a otro país, que está muy cerca, para visitar bodegas creo que conseguiremos que se queden más tiempo y nos conozcan mejor.

¿Las bodegas de la zona están preparadas para el enoturismo?

Hay muchas que están preparadas, pero no todas. Las bodegas tienen que concienciarse de que son algo más que lugares para vender vino.

¿Cómo vendería Verín a alguien que no la conozca?

Además del Carnaval, que mucha gente conoce, en Verín tenemos un paisaje maravillosos y muy buen clima, que sepan que Galicia no es sólo lluvia. También pueden disfrutar de viñedos, del río Támega, de una ecovía para hacer rutas cicloturísticas, de lagares rupestres… Y el atractivo añadido de estar muy cerca (a 20 minutos) de otro país, Portugal.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.