Álvaro Martinho nos responde con mayor detalle a algunos de los temas que hemos abordado anteriormente así como aporta nuevos datos sobre: los diferentes vinos que se producen en  esta bodega, las características específicas de sus vinos, los mercados a los que se dirigen, el perfil del consumidor, etc. Esto permitirá obtener una visión global de cómo se trabaja en As Carvalhas e intuir las claves del éxito de los vinos de esta bodega.

 

Cuénteme cómo fueron los comienzos de los vinos de As Carvalhas. ¿Cuándo y cómo nació esta bodega?

Esta bodega tiene un registro histórico del S.XVI, ya en 1550 había registros de esta finca. Esta finca fue comprada por Real Companhia Velha. Esta empresa es una institución que fue creada en 1756 por el Marqués do Pombal (Sebastiâo José de Carvalho e Melo), ministro del reino, para elaborar la demarcación y reglamento de la región navegable del Duero. Esta compañía nace como consejo regulador y empresa comercial al mismo tiempo y tiene más de dos siglos de vida. Antes de 1950, fecha  en la que la real Companhia Velha compró esta finca, la familia Guedes propietaria de la finca de As Carvalhas  ya producía vinos de O Porto. Es una bodega muy antigua.

Estamos ante un entorno privilegiado. ¿Podría contarme un poco sobre el clima y el terreno dónde se ubican estos viñedos?

El clima característico de la zona y su terreno son junto a las personas que viven en esta zona (en concreto los trabajadores de la bodega) las 3 condiciones esenciales que para mi opinión nos hacen conseguir vinos icónicos. En primer lugar, el clima de esta zona es un clima mediterráneo muy típico; es sofocante y tiene 2 estaciones bien marcadas con 9 meses de invierno y 3 meses de infierno. Por ejemplo, en 2018, la precipitación en Julio, Agosto y Septiembre, fue muy escasa, de 7 litros por metro cuadrado en total. Tenemos muchas horas de luz al año, en concreto 2500 horas de sol. La temperatura media anual es de 17 grados mientras que la temperatura media de abril a septiembre son 22 grados. Es un verano caliente y seco y el invierno es normal. (20 días de heladas por año que suceden de a diciembre a febrero pero no afectan ya que ya se realizó la vendimia). 

En segundo lugar, el terreno es inclinado. El 70% de terrenos del Duero son inclinados con entre un 40-65% de inclinación. La base de nuestro negocio está en el terreno original, esto está como la tierra se formó. Aquí tenemos un tipo de rocas metamórficas que se crearon hace miles de millones de años resultado de placas tectónicas con presión y con el exceso de temperatura. Esta roca está muy fragmentada y la raíces pueden moldear esas fisuras consiguiendo penetrar a varios metros de profundidad. Las lluvias, las hojas, las rocas crearon un sedimento muy suculento década a década. Los niveles de nutrientes no son inmediatamente disponibles para todos los racimos de las plantas porque hay mucho mineral en estas rocas. 

Además, en ciertas partes del Duero superior esta vegetación desaparece. Esta diversidad de vegetación está concentrada en este sitio concreto. El Duero es una parte oval, As Carvalhas tiene alrededor del 90% de las 200-300 diferentes plantas que tiene el Duero y estas se localizan en estas rocas de nuestros terrenos. Entonces, si observamos que a 100 km de aquí llueve dos veces más, hay árboles gruesas pero no tienen esta diversidad, solo 20 o 30 especies, etc. Es imprescindible comprender esto para entender porqué el viñedo da vinos de este nivel.

¿Cuántas variedades de vino producen y comercializan en la actualidad?

La finca de las Carvalhas tiene una gama de vinos de mesa que se distingue por las diferentes parcelas que tiene. En este momento tiene una gama Premium que se llama Carvalhas de la que se producen aproximadamente 30.000-40.000 botellas al año entre los que se encuentran los siguientes: un Carvalhas blanco, Carvalhas Tinta Francisca, Carvalhas Touriga Nacional y Carvalhas viñas viejas.

Después tenemos una quinta denominación que se llama Quinta de Carvalhas que tiene otros mercados que son 3 vinos de mesa. Además, tenemos los O Portos que son los Vintage entre los que se encuentran estos 6 tipos: son los Reserva, LBV, 10 años, 20 años, 30 años y 40 años. Por lo tanto, en total la finca As Carvalhas en la actualidad dispone de 20 referencias distintas de vinos.

¿Cómo se adapta una bodega de estas características a un mundo globalizado como el de hoy y en el que existe mucha competencia?

Se adapta por la diferenciación, no solo por querer ser diferentes sino por ser auténticamente diferentes. Tenemos un terreno inclinado, un clima seco espectacular y una riqueza de variedades que la envidia todo el mundo. Tenemos alrededor de 120 variedades distintas, yo conseguí distinguir en esta finca más de 55 variedades. Los viñedos viejos tienen entre 40-50 variedades distintas y parte de ellas son nativas lo cual es una riqueza enorme. Por lo tanto, nuestra diferenciación está en los aspectos agronómicos de suelo, clima, localización y también la variedad de plantas y respuesta genética que tenemos. 

Desde su experiencia, ¿Qué es lo fundamental para elaborar un vino de calidad?

Entender la viña. Respetar la calidad intrínseca y el perfil de uvas propias del lugar que depende de la exposición, de la altitud y de la parte genética que tenemos como viñedo. Respetar la maduración de la uva y la naturaleza en su conjunto.

¿Hay alguna característica común a todos sus vinos? ¿Cuál de los vinos que producen es su preferido?

Todos ellos son placenteros y definen mucho un perfil de terreno concreto con un clima característico; sientes la identidad geográfica del vino. Entre mis preferidos estarían los vinos viejos porque son más románticos.

¿Cuáles son sus principales mercados? 

El mercado se divide en 3 partes: 33% en Portugal, 33% la Unión Europea y 33% en el resto del mundo. Los países más representativos para nosotros son Portugal representando un mayor negocio (producimos aquí, las personas entienden nuestro lenguaje, etc.). El segundo grupo de países en importancia serían EE.UU, Brasil y Alemania. Por último, es importante destacar el mercado de países emergentes como son República Checa, Hungría, Polonia, China y Canadá. Por último, Inglaterra, que no está en los primeros puestos de nuestro ranking pero supone un mercado interesante para nosotros.

¿A qué perfil o perfiles de consumidor se dirigen? 

Tenemos una amplia gama de vinos que se dirigen a diferentes perfiles de consumidores. Por ejemplo, tenemos vinos más tradicionales con más historia pero a su vez tenemos vinos más jóvenes como el vino Carvalhas Tinta Francisca que aunque te guste poco el vino siempre acaban agradando. Esto es posible por utilizar nuestra vocación vitícola ya que usamos nuestros diferentes perfiles para los diferentes consumidores.

En los últimos tiempos, ¿se podría decir que está en auge el turismo relacionado con el mundo del vino (Enoturismo)? ¿Ha aumentado el turismo en la finca Las Carvalhas con respecto a años anteriores?

Es la realidad más clara que existe ya que Portugal está de moda por varios motivos. En primer lugar, por su clima (todo Portugal, su costa litoral también es preciosa, etc.). En segundo lugar, por su gastronomía o tradición culinaria. En tercer lugar, por su gente que es hospitalaria y amable que tiene la habilidad de hablar varios idiomas. Todas las regiones tienen estas características. En concreto, la zona del Duero tiene todo esto que acabo de mencionar pero además cuenta con una naturaleza muy atractiva por su condición de inclinación, colores otoñales espectaculares, etc. 

Todo eso crea una región atractiva para visitar y disfrutar. La región del Duero es un escaparate de las regiones vitícolas en Portugal más atractivas y esto tiene una repercusión en nuestras ventas. El turismo es el mejor marketing que nuestros vinos puedan tener.

Si tuviera que convencer a nuevos clientes para que conociesen y visitasen estos viñedos; ¿Qué les diría?

La dificultad es convencer a las personas para que lleguen hasta aquí porque una vez que vienen una primera vez, después siempre repiten y se convertirán en clientes eternos, para siempre. Una vez que nos conocen se sienten seducidos por los vinos, el entorno, por la real Companhia Velha, etc. y regresan ya sintiéndose parte como de la familia. En definitiva, la dificultad inicial es convencer a la gente para que vengan aquí. Por lo tanto, las personas que nos visitan son los mejores mensajeros, si estos quedan satisfechos, sus recomendaciones funcionarán mejor que cualquier anuncio publicitario que la Real Companhia Velha pueda realizar. 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.