Leve descenso en las exportaciones a Estados Unidos, mientras que el mercado asiático, a pesar de las expectativas, no termina de cuajar. Todo lo contrario de Australia y Noruega, donde las ventas han subido notablemente

 El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Rías Baixas ha cerrado la campaña de exportaciones 2013-2014 (que comprende del 1 de septiembre de 2013 al 31 de agosto de 2014) con un total de 5.099.548,10 litros de vino vendido en los cinco continentes. Unas cifras que, si bien demuestran la consolidación de las exportaciones de vino de esta denominación, también apuntan a un estancamiento en el exterior y que distan mucho del incremento del 25,2% de incremento en volumen que tuvo lugar en la campaña 2012-2013 frente a la de 2011-2012.

No obstante, en un contexto de crisis y en un momento como el actual en el que el consumo de vino en España cae en picado, las ventas al exterior siguen siendo el balón de oxígeno para muchas de las bodegas de esta denominación.

El incremento registrado en las exportaciones a países como Alemania (15,05%), Irlanda (40,43%), Reino Unido (20,45%), México (16%), Holanda (40,43%) o Japón (dónde aumentó el volumen un 3%) demuestra que la promoción realizada en estos mercados está dando sus frutos. En este contexto se enmarcan las acciones llevadas a cabo en Reino Unido, donde por segundo año consecutivo se organizó un túnel del vino Rías Baixas en la ciudad de Manchester, se participó en la London Wine y se desarrollaron misiones inversas con prescriptores.

En Alemania, por su parte, los vinos de Rías Baixas protagonizaron dos seminarios, en Hamburgo y Colonia, y participaron con stand propio en Prowein, una de las ferias a nivel europeo con mayor relevancia en el mundo del vino.

En lo que respecta al mercado asiático, Japón fue otro de los países elegidos para la promoción de Rias Baixas, a través de un seminario en la Escuela del Vino de Tokio y de un encuentro con importadores en Nagoya, entre otras iniciativas que han permitido incrementar en un 143% las ventas de esta denominación en el país nipón durante el último lustro. No obstante, aunque el volumen de litros exportados este año a Japón aumentó levemente (3%) con respecto a la campaña anterior, el valor alcanzado por esas ventas descendió un 1,32%.

Estados Unidos, a pesar de la bajada en volumen de litros y en un 9,38% el valor de la vendido, sigue siendo el importador principal de los vinos de la Denominación de Origen Rías Baixas, alcanzando un volumen de 2.089.039,05 en la presente campaña. Justo después se encuentran Reino Unidos, con 794.650 litros; Alemania, con 392.379 litros; Holanda, con 234.367 litros; Puerto Rico, donde las exportaciones han bajado también ligeramente y han pasado de los 226.948 litros del año pasado o los 210.988 litros vendidos en 2013-2014; y México, con 182.592 litros.

Irlanda se consolida como el séptimo mercado principal para estos vinos atlánticos, que registraron un crecimiento de un 40,43% con respecto a la campaña anterior. Finalmente, sorprenden Australia, que ha registrado un incremento en el número de exportaciones en un 93,20%, y Noruega, con un crecimiento de un 31,32% .

Uno de los factores principales que benefician a los vinos de Rías Baixas en su periplo por el mundo es su buena imagen. A ello contribuye su proyección como uno de los mejores vinos blancos del mundo, en un momento en el que sólo los productos de máxima calidad consiguen consolidarse en los mercados internacionales.

Acreditación de ENAC

El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Rías Baixas acaba de recibir la acreditación de la Entidad Nacional de Certificación (ENAC), lo que lo convierte en el primer consejo de vinos gallegos acreditado y en uno de los primeros de España. Así, el Órgano de Control y Certificación, responsable de garantizar los vinos de esta denominación de origen en todo su proceso, consiguió una certificación que refuerza la fiabilidad y la garantía de los Rías Baixas de cara al consumidor.

La acreditación de la ENAC es un requisito imprescindible impuesto por la Comisión Europea, que lo considera fundamental para el correcto funcionamiento de un mercado transparente y orientado a la calidad en Europa. De hecho, para la Comisión Europea esta certificación es uno de los pilares básicos “para la industria”, porque a través de ella se puede obtener “un grado suficiente de confianza de cara a los consumidores”.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.